Cómo ser un buen líder empresarial

Cómo ser un buen líder empresarial

¿Quieres convertirte en un líder respetado pero no sabes por dónde empezar? ¿Trabajas en una empresa y te preguntas cómo ser un buen líder? Si has contestado a cualquiera de las 2 preguntas con un sí, este artículo te interesa.

Mclanfranconi establece la siguiente definición: “un líder es una persona que es referente para un grupo. Es una persona que encabeza algún movimiento, grupo o institución y que se ha ganado el respeto de las otras personas que lo siguen y apoyan en sus acciones o decisiones”.

Esta definición es interesante debido al concepto “referente”. Nos parece la palabra más apropiada para denominar la relación del líder con el grupo. Esta persona es la marca el camino o dirige al equipo porque se ha ganado el respeto de cada componente en diversas facetas:

  • Con su conocimientos.
  • Con su manera de comunicarse con los demás.
  • Por ser capaz de tomar decisiones.
  • Por saber gestionar un momento de crisis.
  • Por apoyar y entender a cada integrante.

Podríamos nombrar varias más, pero estas son las más relevantes y las que mejor reflejan, que para que un líder pueda ser considerado como bueno debe tener fortalezas en muchos ámbitos. A continuación te describimos algunas de las capacidades o cualidades que hemos identificado que son parte de un buen líder empresarial.

La motivación laboral. Esta es una de las claves de un buen líder de empresa para que la pyme crezca, tenga una mayor productividad empresarial y aumente sus beneficios. Conseguir un clima laboral bueno y que las personas se sientan realizadas hará que todo fluya mejor. Traduciéndose así, en una actitud positiva ante el trabajo.

La comunicación fluida debe ser una de las características de un buen líder de empresa, esto hace más sencillo que tanto las relaciones externas como internas de la organización se desenvuelven de una manera natural.

La honestidad va unida estrechamente con la capacidad de comunicarse, ser transparente y sincero otorga credibilidad y confianza. Esta es otra capacidad imprescindible del liderazgo empresarial, pero no sólo nos referimos a comunicar de una manera honesta con palabras, también hablamos de que las acciones de un jefe deben ser honestas y ser coherentes con todo aquello que dice y transmite.

La habilidad de resolver conflictos y problemas, esta es otra de las características de un buen líder empresarial, anteponerse a las situaciones de crisis o la imprevistos hará que los empleados y la organización al completo sepa anticiparse creando un mapa de riesgos de la empresa según las diversas situaciones que pueden presentarse en el mercado.

Junto a la capacidad de resolver los problemas, una capacidad analítica es esencial para ser un buen líder de empresa. Con esta habilidad nos referimos a saber comparar los datos y analizar, siendo imprescindible para detectar patrones que marquen imprevistos.

La creatividad es otra de las características de un buen líder empresarial que debe saber resolver los problemas, haciendo uso de la innovación y reinventando las estrategias para no quedar obsoleto.

Saber delegar es una de las capacidades del liderazgo de empresa más difíciles de encontrar, dado que cuando eres emprendedor dejar la responsabilidad de ciertas tareas a personas que todavía no son de tu entera confianza puede llevar tiempo. Pero un buen líder de empresa sabe que la clave del éxito de la pyme reside en la buena gestión de equipos y una buena coordinación de la herramientas de las cuales dispone, por lo que su labor debe ser delegar, supervisar, coordinar y dirigir con motivación. Además, el delegar en otras personas para que participen y otorgarles la oportunidad de crecer es una de las mejores formas de motivar.

Con información de emprendepyme.net.

Free WordPress Themes, Free Android Games